Sabrosa bechamel para croquetas

//

María

Introducción:
La bechamel es una deliciosa salsa cremosa que se utiliza en numerosas recetas de cocina, como por ejemplo para las croquetas. Su preparación es sencilla y su textura suave y aterciopelada aporta un toque especial a cualquier plato. A continuación te enseñamos cómo elaborar una bechamel perfecta para tus croquetas caseras.

Receta de bechamel para croquetas

Ingredientes:

  • 50 gramos de mantequilla
  • 50 gramos de harina
  • 500 ml de leche
  • Sal
  • Pimienta
  • Nuez moscada
  • Aceite de oliva

Instrucciones:
1. En una cacerola, derrite la mantequilla a fuego medio-bajo.
2. Agrega la harina y remueve constantemente con una cuchara de madera para formar una pasta homogénea, cocinando por unos minutos para eliminar el sabor a harina cruda.
3. Sin dejar de remover, incorpora la leche poco a poco para evitar la formación de grumos. Continúa cocinando a fuego medio hasta que la mezcla espese y adquiera una consistencia cremosa.
4. Añade sal, pimienta y nuez moscada al gusto, removiendo bien para integrar los sabores.
5. Retira la cacerola del fuego y deja reposar la bechamel unos minutos antes de utilizarla en tu receta de croquetas.
6. ¡Ya tienes lista una deliciosa bechamel para tus croquetas! Puedes utilizarla como base para tus croquetas de jamón, pollo, espinacas o cualquier otro relleno que desees.

¡Disfruta de tus croquetas caseras con esta exquisita bechamel casera!

Sabrosa bechamel para croquetas

La bechamel es una salsa clave en la cocina, especialmente para la elaboración de croquetas. Su textura cremosa y su sabor suave son ideales para envolver y dar cuerpo a los ingredientes principales de este delicioso platillo. Un truco para lograr una bechamel perfecta es agregar la leche caliente poco a poco a la mezcla de roux, sin dejar de remover constantemente. De esta manera se evitarán grumos y se obtendrá una salsa homogénea y sedosa. La bechamel para croquetas se puede aromatizar con nuez moscada, pimienta blanca o incluso un poco de jamón serrano picado finamente, ¡dándole un toque extra de sabor y personalidad a tus croquetas caseras!

¿Cuál es la receta clásica de bechamel para preparar croquetas?

La receta clásica de bechamel para croquetas lleva leche, harina, mantequilla y se sazona con sal y nuez moscada.

¿Cómo lograr una bechamel cremosa y sin grumos para mis croquetas?

Para lograr una bechamel cremosa y sin grumos para tus croquetas, es importante mezclar bien la harina con la mantequilla al inicio y luego añadir la leche caliente poco a poco, sin dejar de remover constantemente hasta que espese.

¿Hay alguna variación de la receta de bechamel que sea especialmente adecuada para croquetas?

, una variación de la receta de bechamel especialmente adecuada para croquetas es añadirle un poco de jamón ibérico picado finamente para darle un sabor más intenso y delicioso. ¡Prueba esta versión para unas croquetas exquisitas!

Valores nutricionales de receta de bechamel para croquetas

      • Calorías: 220 kcal por porción
      • Grasas: 15g
      • Grasas saturadas: 9g
      • Carbohidratos: 18g
      • Azúcares: 2g
      • Proteínas: 4g
      • Fibra: 1g

Deja un comentario